Blogia
fabian

Funcionalidad de los RSS

La experiencia de tener un lector de RSS me induce a reflexionar sobre la funcionalidad de los RSS: su carácter informativo y algunas formas de configurarlos que inutilizan su funcionalidad.

En la portada del web del instituto tengo un lector de RSS. En un post anterior sobre este tema ya indiqué de dónde lo había bajado. Con él puedo acceder a los RSS que me interesen, para así conocer en un momento los contenidos que tratan y sus novedades.

Es mejor, más completo, poner un lector de RSS que una lista de enlaces, ya que con él accedes a los últimos contenidos de las webs o de los blogs y ofreces más información a los navegantes.
(Pongo aquí un enlace al lector de RSS)

Sin embargo hay algunos blogs o webs a los que me interesaría ponerles un enlace y que no lo pongo por mala configuración, debido a pequeños problemas fácilmente subsanables.

En principio, un RSS es un servicio que ofrecemos para que los interesados puedan conocer los contenidos de la web o del blog. Pero no todo el contenido, sino una información sencilla sobre ellos. Si esa información les interesa, pinchan y acceden a la web o al blog, donde se encuentra la totalidad del contenido.

El RSS ofrece sobre cada post o página las siguientes informaciones:

  • titulo

  • descripción

  • enlace

  • fecha


La dificultad está en la descripción. Hay RSS que en este elemento ponen todo el texto del post. Cuando éste es largo, no cabe completo en el lector y, al ir el link a continuación, éste no aparece y no puede pincharse. En este caso, el RSS ha perdido toda su efectividad.

Muchos RSS, como los de Blogia, dejan vacío el elemento descripción. No está mal, ya que muchas veces el título es suficientemente descriptivo sobre la temática del post. De esta manera, en el lector de RSS pueden aparecer bastantes títulos con sus pertinentes enlaces. Este sistema lo utilizan bastantes RSS, no sólo los de Blogia.

El elemento descripción de los RSS está para dar una corta información sobre qué trata esa página o post. En algunos casos, el primer párrafo sirve como entrada al contenido del post. Es decir, con la lectura de ese párrafo, el navegante puede conocer no sólo la temática, sino también la manera de tratarla o el enfoque. Con ello le es más fácil decidir si le interesa o no.

A veces hay dificultad para encontrar dónde acaba el párrafo, por lo que una solución que puede ser válida es poner un número de caracteres. Por ejemplo, que en la descripción vayan los 200 o 300 primeros caracteres del texto. Esta solución es válida siempre que no haya entre ellos códigos HTML, ya que el RSS los considerará como caracteres de texto.

Para mí, sería una buena costumbre tras escribir el post, añadir un primer párrafo en el que resumiera la intención del post. Con ello seguramente ahorraría tiempo a quienes me leyeran.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres